Estos juegos fomentan la responsabilidad entre el alumnado

0
198

 

El cieguito

El cieguito fomentan la responsabilidad

En un espacio amplio y llano se forman dos equipos con el mismo número de integrantes, que se sitúan detrás de una línea de salida. El juego consiste en que uno de los menores guíe a otro, que está con los ojos vendados, a través de un circuito. El primero le dará órdenes como: “da dos pasos hacia la derecha”, “agáchate”… hasta llegar a un punto u objeto cualquiera. De esta manera, se fomenta el cuidado de la otra persona y, además, se desarrollan habilidades perceptivas-motoras.

El juego del huevo

Juego del huevo fomentan la responsabilidad

Después de pintar un huevo como se desee, el docente o los tutores realizan una pequeña firma en el alimento para que no se pueda sustituir. El objetivo es conseguir que el alumno cuide de él durante una semana entera. Deberá evitar que se rompa y llevarlo consigo siempre que sea posible. Estar pendiente de algo tan frágil desarrollará en el alumnado el sentido de la responsabilidad.

Juego del reciclaje

Reciclar fomentan la responsabilidad

Cuidar es otra forma de ser responsable. Si hablamos del medioambiente, los estudiantes deberían aprender a respetar y a no contaminar el entorno. Un juego adecuado para ello se basa en formar equipos, recoger la mayor cantidad de residuos que encuentren en el patio y depositarla en el contenedor adecuado. Gana el que más materiales recoja en un período de tiempo establecido.

Mi primer huerto

Mi primer huerto fomentan la responsabilidad

Plantar la semilla, regar la planta, ver cómo crece, cortar las hojas que están secas… Son pequeñas acciones que no suponen gran esfuerzo pero que inculcan, poco a poco, el valor del compromiso en los estudiantes. Asimismo, es una buena táctica para que conozcan el proceso de maduración de una fruta o una verdura y cuiden el medioambiente.

Juego de los pases

Juego de los pases

Solo se necesita un balón para realizar este juego que hace responsables de sus actos a los participantes. Una vez formados dos equipos con la misma cantidad de personas, los estudiantes tendrán que pasarse la pelota entre los del mismo equipo diez veces, evitando que la intercepte alguno del otro. Se trata de lanzarla correctamente para no perjudicar al compañero, ya que si el otro equipo recupera el balón, empieza la cuenta hacia los diez pases de nuevo.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here