Feria Pulsar: La importancia de la música en el desarrollo cognitivo de estudiantes

0
67

En esta novena versión de Feria Pulsar los estudiantes tienen un lugar especial. La música se suma como elemento de integración intelectual, como una experiencia humana y transformadora.

Los expertos afirman que “la creación musical es un saber relevante e imprescindible”, aseveración que se contrapone a esa categoría de disciplina “ornamental” que algunos le han querido dar a esta asignatura en nuestro sistema educativo.

Incentivar la apreciación, desarrollo y difusión de los intereses musicales de los estudiantes y así profundizar el conocimiento de la creación musical, además de acercar a niños y jóvenes hacia la cultura son los objetivos del proyecto Pulsarescuela.

Este encuentro que se realizará el 23 de noviembre en el marco de la Feria Pulsar 2018, convocará a cerca de 800 estudiantes de diferentes establecimientos asociados a la Fundación Belén Educa, quienes participarán consolidando y formalizando este vínculo con especial énfasis en quienes -por no contar con los recursos económicos- se les hace complejo el acceso a este tipo de actividades.

En este mismo ámbito Carlos Cisterna, encargado área de música de Fundación Belén Educa, destacó la importancia de que niños y jóvenes se sumen a este tipo de iniciativas. “La música es un elemento de transformación social, por ser producto de un proceso cultural complejo. Al participar de experiencias sensoriales musicales, los estudiantes amplían sus horizontes mentales y se aplican en llevar lo aprendido a lo cotidiano. Resultado de eso es personas con un goce estético de la vida, es decir “artistas” en todo lo que hagan o emprendan.
Por eso que la labor de PulsarEscuela toma una relevancia única”, explicó.

Este año habrá una serie de actividades en las que participarán Gepe, y una charla en torno al legado de la folclorista Margot Loyola; un taller vocal con la cantante Consuelo Schuster; una clínica de rap con Bronko Yotte y; un taller de coreografías con la bailarina Yeimy Navarro, entre otras.

Además, habrá conciertos especiales para las primeras audiencias, como el de Zaturno (ex Tiro de Gracia) y el fin de semana con los shows de Cantando Aprendo a Hablar (sábado 24) y Mazapán (domingo 25).

Desde su creación Pulsarescuela se ha posicionado como un bloque fundamental dentro de Feria Pulsar y para este 2018 su programa está pensado en los gustos y necesidades de sus protagonistas: niños y jóvenes de distintas corporaciones, colegios y liceos de la Región Metropolitana. Talleres, charlas, masterclass, clínica y conciertos con temáticas musicales estarán a cargo de destacados actores del sector cultural y musical.

Una práctica necesaria que es privilegio de pocos

“La música es una experiencia humana compleja y transformadora que demanda la integración de diversos recursos cognitivos durante su práctica. Requiere una mezcla de habilidades cognitivas que se despliegan, interactúan, integran y fortalecen durante su práctica, situación que contrasta con el estatus de saber prescindible que le otorga el sistema educativo chileno a esta disciplina”.

De esta forma, Paulo Barraza, Doctor en Psicología pone una luz de alerta respecto a los beneficios que tiene integrar al desarrollo educacional esta materia.

“Estudios bien controlados muestran una interesante relación entre la práctica musical sistemática -no la mera escucha pasiva y el desarrollo de la percepción y atención auditiva, la memoria de trabajo y control inhibitorio, todas habilidades relevantes para el aprendizaje en contextos educativos”, explicó el académico.

“Considerando estos antecedentes, el mensaje es claro: es necesario que los niños comiencen con un entrenamiento musical sistemático a temprana edad. Sin embargo, el acceso a la práctica musical en Chile, hoy por hoy, es un privilegio de algunos pocos. Basta recordar lo que ocurrió en 2011, cuando se disminuyó vía decreto 1363 las horas de música de 5to-8vo básico, para constatar el estatus de “saber prescindible” que le otorga el sistema educativo Chileno a esta disciplina, subvalorando su aporte en el desarrollo cognitivo de los niños”, sostuvo Barraza, quien también se desempeña en el Laboratorio de Neurociencias, Cognición y Educación del CIAE-Universidad de Chile.

Dados estos antecedentes que muestran los beneficios cognitivos del inicio temprano del entrenamiento musical, resulta de extrema importancia el desarrollo de políticas en educación que aseguren la igualdad de oportunidades de todos los niños y niñas, a través de la generación de programas educacionales públicos para el entrenamiento musical.

Visto desde esta perspectiva, el aparente desprecio por la música en la educación chilena contrasta con iniciativas como las del gobierno suizo, que en 2012 aprobó una modificación constitucional para reforzar la formación musical en la educación básica.

Fuente: El Mostrador Cultura

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here