Lo más leído de la semana: Andreas Schleicher (OCDE): “La segregación no es el camino para mejorar la educación”

0
5


Andreas
El director de Educación de la OCDE, Andreas Schleicher, asevera que la segregación “no es el camino para mejorar la educación” ya que, aunque pueda parecer que facilita la enseñanza, “ningún país con alto grado de separación entre estudiantes obtiene mejores resultados”.

Así lo ha manifestado durante una entrevista con Efe con motivo de la publicación de su libro “Primera clase. Cómo construir una escuela de calidad para el siglo XXI” (Fundación Santillana) en el que desgrana cómo debería ser la educación en el futuro.

Schleicher, coordinador del programa del informe PISA desde el 2002, afirma que “la segregación puede parecer lo más fácil pero no es la manera” y recalca que la educación “no es sólo un instrumento” sino la herramienta para que los jóvenes “entiendan el mundo y su diversidad”.

La separación en la escuela por sexos, por recursos económicos o por nacionalidad, no suponen ninguna ventaja porque no adquieren una visión global y recalca que la educación debe estar orientada a “entender el mundo”.

El director de Educación de la OCDE critica que la educación se haya convertido en “algo instrumental” y haya dejado de lado “la diversidad, la tolerancia o el entendimiento humano”.

En este punto, hace hincapié en el mito de que los inmigrantes bajan el rendimiento global de los sistemas de educación y apunta que los resultados de PISA “no muestran ninguna relación entre el porcentaje de origen inmigrante de un país y el rendimiento global de los estudiantes de ese país”.

“Los colegios se han convertido en una especie de gran fábrica y esto funcionaba en la revolución industrial pero el mundo ha cambiado y tenemos que adaptarnos a él”, defiende.

Para él, la enseñanza del futuro debe orientarse a que los alumnos “entiendan, comprendan y reflexionen” los conocimientos transmitidos por el profesorado para que así “logren pensar como científicos o historiadores” siendo capaces de “entender el mundo que les rodea”.

En opinión del experto en educación, el currículum académico en España esta “sobrecargado con muchas asignaturas en las que se enseñan muchas cosas pero con poca profundidad”. Lo importante no es “memorizar por memorizar” sino crear la “sinergia de conocimiento”.

“Ahora toda la información se puede conseguir a través de Google, lo importante es asimilar esas informaciones para conseguir aplicar ese conocimiento”, destaca Schleicher y apunta que, para conseguirlo, debe hacer un trabajo entre el profesorado y la familia.

El elenco académico debería focalizar su atención en “entender los diferentes procesos de los estudiantes y adaptarse a sus necesidades”, al igual que el profesorado debe implicarse “individualmente con cada alumno” para poder ayudarlo en el proceso de aprendizaje y fomentar sus habilidades individuales”.

Respecto a las características que debería tener un “buen profesor”, Schleicher asegura que “lo importante no es sólo su nivel curricular” sino que esté en continua formación para que así “también sea un ejemplo” para los estudiantes y lo ejemplifica con Finlandia.

Defiende, además, el papel de las familias. Es “fundamental”, la educación no termina en la escuela y la comunicación “activa” entre los docentes y los progenitores es “la base de la evolución educativa y personal”.

Asimismo, incide en que una mayor inversión para la educación no garantiza mejores resultados sino “cómo se gestionan esas inversiones” y pone como ejemplo la reducción de alumnado por clase.

“Da igual el número de alumnos por clase si no se tiene una atención individualizada”, apunta Schleider, ya que comprender que cada persona tiene un “recorrido hacia el conocimiento es la clave del éxito”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here